1. Cuota inicial:

Ten en cuenta el sueldo que recibes mes a mes y evalúa los ahorros que tienes hasta el momento. Seguramente los tienes en cuentas bancarias, en cesantías u otros fondos o depósitos. Además, acuérdate que existen subsidios que puedes solicitar a través de tu caja de compensación si son proyectos VIP o VIS, inclusive hay subsidios que ofrece el gobierno para los inmuebles. No dejes a un lado los cálculos de los gastos fijos que tienes antes de pensar en cuánto puedes aportar como cuota inicial de tu inmueble. Una primera cuota inicial para tu inmueble puede ser mínimo del 30% del valor del inmueble que deseas. Eso demostrará una disciplina en ti y será una buena señal para los bancos donde quieras pedir un préstamo.

 

Evalúa si al momento de dar una cuota inicial no pones en riesgo cosas importantes. Piensa si quedas muy justo de plata por dar esa primera cuota y más adelante las siguientes. También puede pasar que tengas deudas, si ese es el caso es posible que sea mejor detener por un tiempo la compra del inmueble y acceder a él en un mejor momento.

 2.Promesa de compraventa:

Al comprometerte en una compraventa debes analizar bien los parámetros que te plantean. Revisa la fecha de pago que te ofrecen, dónde y cuándo se va a firmar la promesa, y revisar si existen algunas penalidades.

 En este contrato lo que se comparte es la promesa de que tú vas a adquirir un inmueble bajo unas reglas. Así, esto lo que hace es comprometer a ambas partes con el negocio y sin posibilidad de cambiar los términos que se negociaron. Por eso ninguna de las partes puede desistir, ya que se aplica la penalidad que se haya establecido en el contrato.

3.Crédito hipotecario:

Es un préstamo a largo plazo donde el banco toma el inmueble que deseas como una garantía para darte la oportunidad de empezar una financiación. Las entidades van a revisar que tengas un buen historial de crédito que muestre compromiso con tus deudas. Además, puedes hacer ver que cuentas con un capital inicial que tiene como destino la cuota inicial de tu inmueble.

 Actualmente, el crédito hipotecario te puede financiar hasta un 70% del valor de tu inmueble. Siempre te informan los años a los que el banco te hace el préstamo. Si eres ordenado el crédito puede ser un gran aliado tuyo para cumplir tu sueño de vivienda propia. 

 

Post Recientes

¿Sabes cuáles son las etapas de una obra?

¿Sabes cuáles son las etapas de una obra?

Acá te explicamos qué significa cada etapa y lo que se realiza en cada fase. Cierre del área y delimitación del espacio público: Lo que se busca en este primer punto es aislar la zona que va a estar en obra para proteger al público. Se implementan vallas, salas de...

La transformación del hogar colombiano

La transformación del hogar colombiano

La estructura de los hogares se ha venido transformando a través de los años en diferentes partes del mundo. Antes, en los sesentas por ejemplo, las familias colombianas tenían entre seis u ocho hijos ya que contaban con casas y jardines amplios. Además, factores...

¿QUÉ DEBES ANALIZAR AL MOMENTO DE COMPRAR VIVIENDA?

¿QUÉ DEBES ANALIZAR AL MOMENTO DE COMPRAR VIVIENDA?

UBICACIÓN Lo ideal es que busques un lugar cerca a tu trabajo y a los diferentes lugares a los que te desplazas en la cotidianidad. Debido a esto, es importante que revises que tengas cerca el transporte público en caso de necesitarlo. Si tienes hijos o deseas tener,...